Arquitectura y diseño en una isla de Croacia, Steven Harris y Lucien Rees Roberts

El arquitecto Steven Harris y su marido, el diseñador de interiores Lucien Rees Roberts han presentado un nuevo proyecto localizado en una antigua propiedad situada en una isla en las cercanías de Dubrovnik en la costa croata. Atraidos por la luz del mediterráneo y buscando un nuevo lugar donde Lucien pudiera pintar, la pareja descubrió este lugar situado en la misma latitud que Nueva York y Cadaqués, donde Lucien había residido anteriormente con sus padres.

Tras descubrir la isla en 2003 y enamorarse del lugar, dos años más tarde adquirieron cuatro propiedades en una colina y reconstruyeron dos de las casas. El complejo de diferentes edificios, cada uno con sus características especiales, está dominado por una torre situada muy cerca del espacio que han destinado a cultivar y a cuidar algunos animales. De hecho, la torre fue un regalo de aniversario de Harris a Lucien y se trataba de un edificio histórico catalogado.

Las características de la torre la hacían un lugar perfecto para iniciar un proyecto de reforma integral. El edificio, deshabitado desde hacía muchos siglos, estaba construido como una fortaleza y contenía elementos los característicos para proteger a sus habitantes como una cisterna en la primera planta y una chimenea para calentar aceite en la planta superior, entre otros. Tras el proceso de reforma, el precioso edificio se distribuye en cinco plantas donde se reparten las diferentes estancias, desde la cocina en la planta baja, hasta las habitaciones, el comedor y un salón con vistas espectaculares sobre el mar Adriático en la planta superior.

Para Steven y Lucien era importante preservar el carácter especial de una propiedad tan singular y decidieron conservar el aspecto del edificio. Para ello, dejaron prácticamente intactos los muros exteriores, mientras que para los suelos se utilizaron baldosas envejecidas y hechas a mano. Para la decoración interior la pareja optó por elementos simples y funcionales que consiguen crear un ambiente acogedor y elegante. El resultado final es un edificio excepcional en un lugar privilegiado, de carácter histórico pero con renovada modernidad, una vivienda única y con personalidad en la que ambos diseñadores han volcado su experiencia y profesionalidad.

http://www.stevenharrisarchitects.com/

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *