Capilla sixtina excavada a mano en el desierto de Nuevo México

Ra Paulette se retiró a meditar al desierto en 1985, después de haber fracasado en varios trabajos.

Este hombre comenzó allí a excavar una capilla que ha acabado convirtiéndose en una enorme catedral con 14 galerías, unas cuevas de arte construidas en los acantilados de arenisca del norte de Nuevo México.

Paulette a sus 67 años nunca imaginó que excavar en la tierra del desierto lo haría famoso. Hoy, su historia ha sido plasmada en un corto que opta a los premios Oscar. Él, sin embargo, nunca pisará la alfombra roja porque no le interesa el éxito.

El documental ‘El excavador‘ es favorito en su categoría, y el próximo día 2 de marzo su increíble historia podría alzarse con el Oscar a mejor cortometraje documental.

Según sus palabras, este es un proyecto de arte ambiental y social que utiliza la soledad y la belleza del mundo natural para crear una experiencia que promueva la renovación espiritual y el bienestar personal.

1 comentario
  1. Olga Baudilia Peralta Dice:

    Justamente ayer pensaba de todo lo que permanece “oculto” en tierra mejicana. Me legro mucho Señor Paulette que su búsqueda haya tenido estos resultados.

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.