Interiorismo inusual en un bufete de abogados

En el centro histórico de Valencia situado en un emblemático edificio de finales del siglo XIX  se encuentra el último proyecto realizado por la empresa de diseño masqueespacio para una oficina de bufete de abogados.

El proyecto diseñado para este local de abogados Zapata y Herrera se inició a partir de sus valores históricos a los que se suman los valores corporativos de la empresa por el uso de colores negro, gris y tonos de madera natural. El color gris simboliza la estabilidad, profesionalidad y elegancia. Mientras que los colores negros transmiten un tono que dota a la empresa de la seriedad con la que ejerce, un bufete de abogados.

Las escaleras de madera que se pueden ver en la entrada aportan diferentes sensaciones a la oficina. Algunas lo describen como elegante y sofisticado, mientras que otros lo llaman sobrio y robusto.

 

Masqueespacio no quería caer en los clichés habituales de un despacho de abogados convencional, por lo que atribuye unos valores de metáfora a esta empresa ambientado en un espacio corporativo que transmite seriedad, profesionalidad y confianza con una mirada vanguardista inusual para un bufete de abogados.

Entrando un poco en la descripción de esta oficina, en la siguiente imagen se puede ver que el elemento central son las cortinas de tiras de madera que se repite con los colores de los valores de la empresa.

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

En frente de las oficina y detrás de la recepción podemos ver un área de reunión de trabajo donde abunda el tono verde que aportan las plantas.

 

En el otro lado de la sala de juntas se encuentra la recepción donde aparece impregnado en la pared el logotipo de la empresa.

 

Junto a la sala de reuniones se encuentra un vestíbulo con un sofá Float diseñado por Karim Rashid.

fuente: dezeen.com

 

 

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.