La tendencia actual: vivir en minicasas con encanto.

Nosotros últimamente no paramos de ver estudios preciosos, 36 metros llenos de diseño y decoración, minicasas con doble altura y encanto en los que se sube la cama mediante una pequeña escalera de metal. Pequeñas casas que casi son una obra de arte, ya que al fin y al cabo es complicado convertir una caja de zapatos en el término casa y hay personas que lo consiguen. A nosotros nos gusta el resultado, no sabemos si nos gustaría tanto vivir en ella pero el resultado es precioso. Pues bien, te vamos a contar algunos detalles de estos preciosos 36 metros cuadrados.

– Los escalones no son escalones.

Si te vas a mudar a una de estas casas debes saber que va a ser todo un pequeño mundo de sorpresas. Cada uno de los elementos que hayan en el apartamento estarán ahí por un motivo concreto, te aseguramos que no tendrás un escalón en mitad del salón para subir a la zona de dormitorio porque sí, sin más.

Los escalones son esenciales en este tipo de espacios son fundamentales, es importante diferenciar espacios cuando nos encontramos en una misma habitación. En muchas ocasiones los decoradores o diseñadores crean una doble altura; se eleva el dormitorio para diferenciar el salón y la cocina del lugar en el que vas a dormir. Pues que ese bonito escalón no te engañe, tiene una doble función: la que acabamos de comentar y la de almacenaje. Por lo que tus cajoneras de ropa igual son escalones o muebles divisores de espacios.

En ocasiones dormirás en un altillo

No solo es esencial el almacenaje, también es importante distribuir los espacios de tal forma que no queden esos 36 metros sobrecargados de muebles: camas con sofás, sofás con lavavajillas y nevera y por ahí detrás de alguna puerta el baño. Por eso, algunos prefieren no crear una doble altura en la que colocar la cama y trasladar el dormitorio a la altura del techo. Por lo que dormirás a 2 metros del techo pero con encanto.

Lo que harán es crear una escalera o ponerte una escalera de estas de 6 peldaños con la que podrás subir a la cama y ver desde arriba el resto de la casa. Igual duermes entre vigas, pero la gente suele esta encantada.

-La decoración será expendida.

Eso sí, si una cosa no va a faltar va a ser una muy buena decoración. Todo el apartamento estará cuidado al detalle, no faltará el color blanco para dar sensación de amplitud y luz y los detalles decorativos en tonos llamativos que darán vida a la casa.

Se trata de un espacio pequeño por lo que no hace falta llenarlo de cosas, pero al menos las cosas que tengan que lo hagan bonito y especial. Podríamos decir que si estamos en una casa en la que apenas puedes dar más de 40 pasos y encima estás rodeado de cosas sin sentido, sin armonía y sin gusto; igual te podrías volver loco. Pero no te preocupes, no suele ser el caso.

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.